En publicaciones anteriores ya hemos mencionado que Nueva York es una ciudad multicultural y cosmopolita. Características que por supuesto la convierten en un destino turístico adaptable al gusto de los niños. En Viajeficiente creamos un itinerario con rutas prácticas y actividades para disfrutar junto a los más pequeños de la familia. Sugerimos visitar los enlaces disponibles para conocer más detalles de cada lugar.

Día 1: 5ta avenida, Rockefeller Center y el Sur de Central Park

Estos son considerados los sitios más emblemáticos de la ciudad. El Central Park es una excelente opción para iniciar el recorrido. En la parte Sur encontrarán un pequeño Zoológico que pueden recorrer. Además de pistas de patinaje, un parque de diversiones, fuentes, estatuas y puentes.

Al entrar por la Calle 72 y la 5ta Avenida verán la fuente Conservatory Water. Allí acostumbran a manejar barcos pequeños a control remoto y es un hobby muy atractivo de ver junto a los niños. También encontrarán una estatua de Alicia en el País de las Maravillas y de Hans Christian Andersen. En ese lugar en ocasiones se presentan cuenta cuentos infantiles que podrían disfrutar.

Luego, vayan hacia el sur para ver la estatua de Balto, el perro héroe de Alaska. Después caminen hasta el Zoológico de Central Park. Muy cerca de allí se encuentra Wollman Rink, la pista de patinaje sobre hielo más famosa del lugar. Cuenta con una hermosa vista hacia los edificios de Midtown. En verano, Wollman Rink se transforma en un parque de diversiones para niños pequeños llamado Victorian Gardens.

Si lo desean, vayan a la famosa esquina de la Calle 59 y la 5ta Avenida. En donde verán el Hotel Plaza, la Apple Store, la juguetería FAO Schwarz y la tienda por departamentos Bergdorf Goodman. Luego continúen caminando por la 5ta Avenida hasta llegar al Rockefeller Center, ubicado en la Calle 50.

Viajeficiente Nueva York niños

Día 2: Downtown

El Downtown de Nueva York ahora se ha convertido en una zona más familiar. Sugerimos dedicarle al menos un día completo para conocerlo. Inicien el trayecto por la Estatua de la Libertad, que puede verse desde Battery Park al extremo sur de la isla. Utilicen el Staten Island Ferry para realizar el paseo gratuito, sin paradas y que navega por en frente. Podrán apreciarla bien y tomar buenas fotos a distancia. O si lo desean tomen el barco que sale desde Battery Park, pero el paseo se debe pagar y les tomará varias horas.

Luego, vayan a conocer el Monumento del 11 de Septiembre conocido como Ground Zero. Es un lugar muy conmovedor por lo que sugerimos tomar en consideración la edad de los niños, según el criterio de los padres.

Desde Battery Park móntense en el metro hasta llegar a Canal Street para conocer Chinatown. Allí almuercen el famoso Dim Sum, un buffet chino compuesto por varios platos pequeños. Todo el ambiente es un viaje temporal al país asiático, solo se habla en cantonés o mandarín.

Desde Chinatown caminen por la Mott Street hacia las zonas de Little Italy, Nolita y Soho. Primero pasarán por Little Italy y luego llegarán a Nolita. Little Italy es un vecindario con un par de cuadras repletas de restaurantes italianos, en donde se ubica la histórica pizzería Lombardi’s. Nolita está lleno de boutiques de diseñadores medianos y pequeños, y es un sitio ideal para los amantes de la moda.

Al oeste de Nolita se encuentra Soho, una zona con muchas tiendas de grandes diseñadores como Prada y Louis Vuitton. La tienda Prada es un emblema del lugar y se encuentra en la esquina de las Calles Prince y Broadway. Si los niños necesitan un descanso, visiten la tienda de libros Scholastic ubicada cerca de Broadway, entre Prince y Spring. Allí podrán leer y entretenerse un rato mientras recargan las energías.

radio_city_ny

Día 3: Midtown y Times Square

Para aprovechar que al inicio del día los niños están enérgicos y animados, comiencen el recorrido visitando el Museo de Arte Moderno MOMA. Está ubicado en la Calle 53 entre la  y 6ª Avenida. Allí les ofrecen material y programación especiales, que ayudan mucho a divertirse mientras aprenden.

En el MOMA hay un restaurante informal muy agradable, pero no es económico ni para cualquier tipo de presupuesto. Sin embargo, por esa zona hay bastantes opciones para comer. Desde allí pueden caminar por la 7ª Avenida hacia Times Square, desde la Calle 53 hasta la 42. En ese trayecto, encontrarán muchas tiendas que a los niños les fascinará como la de Toys R Us que es una juguetería increíble. También la Tienda M&M y la Tienda Hershey’s, marcas clásicas de golosinas hechas con chocolate y que a todos les encanta.

Finalicen el día disfrutando de un Show en Broadway. En las taquillas TKTS que ubiquen por la zona se pueden adquirir entradas con descuento. Sugerimos seleccionar una obra basada en alguna película de Disney. Sabemos que el idioma no será un impedimento para que disfruten de la experiencia.

Día 4: Upper West Side y Columbus Circle

Visitar bien temprano el Children´s Museum of Manhattan y luego ir a jugar al Great Lawn de Central Park, es un recorrido sencillo que a los niños les gusta mucho. Si el día está soleado, el Great Lawn es ideal para disfrutar de un picnic en familia.

El Upper West Side es una de las zonas más familiares de la ciudad. Allí se encuentra el American Natural History Museum en el que para entrar solo se paga el monto que deseen aportar. En Central Park sugerimos visitar Belvedere Castle y Lincoln Center. Y en Columbus Circle el Times Center.

Vayan al American Natural History Museum o caminen hacia el sur en Riverside Park junto al río Hudson. Si desean continuar con el paseo lleguen hasta Lincoln Center. El principal centro de conciertos de Nueva York en donde se presentan espectáculos para niños.

Día 5: Upper East Side

El Upper East Side es otra zona familiar y muy exclusiva de la ciudad. Incluye grandes museos como el Metropolitan Museum of Art, Guggenheim Museum, Reservoir y el Great Lawn de Central Park. En el Metropolitan Museum of Art recomendamos visitar al Templo de Dendur para apreciar las estructuras egipcias mitológicas. Luego vayan a jugar en el parque infantil “de los osos” que está junto al museo. Por allí, hay muchos restaurantes para almorzar.

Después de almuerzo, visiten algún otro museo de la zona o caminen Central Park por ese lado. La pista de trote del Reservoir tiene una de las vistas más bellas de Nueva York. Con tan solo caminar y permitir que los niños jueguen por allí, les dará una idea del gran tamaño que tiene este maravilloso parque.

Si se acercan al Rockefeller Center vayan al Top of the Rock. Allí evitarán largas filas que al ingresar al Empire State y podrán apreciar otra hermosa vista de la “Gran Manzana”. Luego vayan a conocer la tienda de Lego, es muy entretenida y le brinda a los niños un espacio gratuito para jugar y crear.

Si planifica viajar con niños a NY, considere estas recomendaciones para armar un buen itinerario eficiente. Le ayudará a moverse fácilmente, además de aprovechar el tiempo y motivar a los pequeños a disfrutar del viaje. Haga el intento y Viajeficiente

© Viajeficiente actualizado 2017

0